Literatura anglosajona

Como os comentaba hace unos días, he pensado que puede ser una buena idea hablar de vez en cuando de temas un tanto más teóricos con la intención de ayudarme un poco a mí misma a memorizar y ayudar a todo aquel que considere estas entradas útiles o interesantes. Así pues, mi objetivo es contar un poco de historia literaria, pero intentando hacerla algo más amena (no quiero ser como esos profes-somnífero), en la medida de lo posible. A ver qué tal:

El período del inglés antiguo (Old English period) abarca los años comprendidos entre el 449 al 1066 en Inglaterra, que se incluye asimismo en la etapa de la Alta Edad Media (Early Middle Ages). 
Durante estos largos años tienen lugar las invasiones de los pueblos germanos, que emigraron hacia Inglaterra para permanecer y asentarse allí, introduciendo como resultado una nueva cultura, una nueva lengua y nuevas organizaciones sociales. Este momento se caracteriza por una gran diversidad de tribus y culturas, ya que la población germánica era muy heterogénea. 

Se establecieron en distintas zonas del país, y se produjo lo que se denomina como heptarquía (Heptarchy) -palabra que personalmente desconocía hasta hace muy poco, no sé si soy un poco ignorante por ello-, es decir, la existencia de 7 reinos distintos:
  1. Kent
  2. Sussex
  3. Wessex
  4. Essex
  5. Northumbria
  6. Estanglia
  7. Mercia
(Sí, son bastante coñazo de aprender, peeero). Nota: las listas de nombres se aprenden mucho más rápido si las colocáis así en columnas, y si a cada una le asignáis un número, mejor que mejor. 

En el siglo VIII tienen lugar las primeras invasiones vikingas, pero no se asentarían de forma definitiva hasta el siglo siguiente. En el s. X se produce una Reconquista (Reconquest), pero los vikingos, un pueblo guerrero por excelencia, volverían al final del mismo para recuperar los territorios.

La institución más destacada de este período recibe el nombre latino de COMITATUS. Dicha institución estaba formada por el Señor y sus guerreros (retainers), entre quienes se creaba un vínculo de fidelidad: el señor les ofrecía armas y les garantizaba todo lo necesario para vivir, a cambio de la lealtad y de estar dispuesto a luchar por su amo. De esta forma, se creaban grupos herméticos y, dicho sea, bastante elitistas, en los que era muy difícil entrar. Algo que me llamó un tanto la atención es que, una vez que fallecía el señor, el grupo se disolvía, dejaba de existir. Mi duda es, ¿qué era entonces de esas almas cándidas?

Algo muy importante también de esta época era la idea de venganza (revenge). Como sabéis, la guerra y la sangre eran una cuestión casi de orgullo, y la figura del guerrero era tan aclamada como puede ser hoy en día la de, por ejemplo, un actor. 
En estos grupos de los que antes os hablaba, no solo existía lealtad hacia su señor, sino también entre todos los miembros, y en caso de que alguno de ellos fuese herido o asesinado, estaban obligados, no tanto por una cuestión personal sino por una cuestión social, a honrar con la venganza a su compañero. Creo yo que hoy en día gracias al individualismo imperante no existen este tipo de relaciones tan leales. 

Y bueno, finalmente y como sucede en muchos períodos históricos, el Cristianismo se hace con todas, y aquí no iba a ser diferente, ya que en el año 664 se convierte en la religión oficial. Pero eso sí: las creencias y culturas de los anteriores habitantes de Inglaterra coexisten con esta nueva doctrina, lo que afectará especialmente a la literatura -->

Ahora pasaré hablar de forma muuuy breve sobre las características de la literatura en este momento, de forma esquemática (para no seguir dando la paliza a los que hayáis tenido la bondad de leer esta entrada):

  • ORALIDAD: La tradición oral es de suma importancia, todo lo que se relata se transmite de generación en generación, o por decirlo claramente, de boca en boca. Consecuencias: muchas veces se desconocían los autores y las composiciones pasaban al anonimato.
  • MANUSCRITOS: eran la fuente principal de conocimiento, y en relación con las composiciones orales, los manuscritos se copiaban a mano, de modo que en ocasiones quien copiase se tomaba la libertad de cambiar palabras o frases. Como sabemos, estas copias se realizaban en los monasterios.
  • VALORES: Por un lado, tenemos las composiciones religiosas, cristianas, y por otro las épicas, heróicas (debido a la coexistencia de creencias que os comentaba arriba). Así que podían encontrarse temas sobre Dios, la Crucifixión vidas de santos y demás, o temas que exaltaban al héroe y sus hazañas.  
Por hoy creo que ha valido. Próximo tema: poesía y prosa en la literatura anglosajona. 

CONVERSATION

0 comentarios:

Publicar un comentario

Opinar es gratis, ¡adelante!

BTemplates.com