Nuevos comienzos

Empecémoslos con positivismo. Sí, en el fondo estoy deseando escribir una entrada quejándome de la mierda que es que se acabe el verano, las vacaciones, volver a la universidad, a estudiar como una cabrona, a quejarme de los profesores... Pero aparte de muy típico, sería bastante inútil. Sí, las vueltas siempre cuestan, nadie lo puede negar.
No tendré mucha experiencia en casi nada, aunque si hay algo que he aprendido, es que la negatividad es muy mala, y que solo empeora las cosas. Y mira que lo dice una de las personas más pesimistas del universo. Así que, como últimamente soy asidua al pragmatismo, pues he decidido empezar -o intentarlo- con ilusión, lo cual no quiere decir que espere que todo vaya a salirme a las mil maravillas. 
Tendré problemas, eso seguro; y echando un breve vistazo a las asignaturas de este año, me da que voy a pasar bajo el flexo buena parte de mi tiempo... pero eh, estudiaré cosas relacionadas con la literatura y el inglés, las cuales me gustan, y no poco. 
Además, creo firmemente que la universidad es una de esas etapas únicas y que más hay que disfrutar. Bueno, todas las etapas son únicas, sino no serían etapas, pero en mi caso, me atrevería a decir que estos van a ser de los mejores años de mi vida. No sé, la independencia, la responsabilidad, las nuevas oportunidades que van surgiendo, etc., son cosas que por ejemplo en el instituto o en tu casa no puedes desenvolver. 
Me voy por las ramas. El mensaje principal de esta entrada es que, me guste o no, debo volver a la rutina e ir resolviendo los problemas que ello conlleva. Tengo dos opciones: o tomarlo bien, empezar con ganas y sabiendo que tendré que esforzarme, o mortificarme cual mártir por la desgracia de que el verano haya finalizado y se lleve consigo toda mi alegría y mis ganas de vivir... Agg, no, qué horror; me quedo sin lugar a dudas con la primera opción. 
Felices nuevos comienzos a vosotros también :)
PD- Lo realmente deprimente es que voy a estar sin internet por un tiempo indefinido... ¡Ayyyy!

CONVERSATION

4 comentarios:

  1. Pues mucho ánimo con el empezar!!!yo echo mucho de menos la universidad la verdad...Llevo tres años trabajando como dependiente mientras sigo estudiando...pero no es lo mismo.
    Que morriña me está entrando jeje
    Te envío muchas fuerzas! y espero que consigas internet o que cuando vuelvas nos escribas una entradita para ver qué tal te va.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  2. Yo solo te digo que hace un rato comentaba con las compañeras de la facultad lo dura que es la crisis post-universitaria, así que... ¡aprovecha! jaja

    ResponderEliminar
  3. Mejor la primera opción: tomarlo bien y volver a la (triste) rutina... aunque de vez en cuando siempre nos encontramos con alguna grata sorpresa ¿no crees?
    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Sí, quédate con la primera opción. Con ánimos y a disfrutar de esta etapa!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar

Opinar es gratis, ¡adelante!

BTemplates.com